Más de 27 millones de visualizaciones en su canal de YouTube, 153.000 suscriptores y premio “Botón de Plata”. Son las cifras que maneja un empresario que en pocos años ha pasado de tener una pequeña sastrería a convertir Bere Casillas en una marca internacional de moda masculina. Y todo gracias a Internet.

Bere Casillas viene de familia de sastres. Es lo que vio en casa toda la vida y lo que adora hacer. Tomar medidas, elegir tejidos, perderse entre patrones. En 2005 abrió su propia sastrería en su localidad, Ogíjares (Granada), y comenzó a construir una cartera de clientes. Los resultados de 2007 fueron excepcionales. Pero al año siguiente cerró el ejercicio con 400.000 euros en stock. Y la cancelación de las pólizas de crédito por parte de su banco: “Estaba arruinado. Si no fuera por Internet, honestamente, yo de 2008 no hubiera salido”, confiesa sin pudor.

Lo que vino después fue un ejemplo paradigmático de cómo transformar un negocio tradicional, pura artesanía, en una marca que tiene Internet como centro neurálgico. Algo que parecería impensable en una actividad que parte del trato con el cliente en persona, metro y alfiler en mano:

“Aparentemente la sastrería a medida online puede parecer algo muy complicado pero hemos conseguido hacer el proceso sencillo y divertido para el usuario”.

La gente publicaba en las redes sociales fotos de trajes de boda que él había confeccionado. Ahí se dio cuenta del potencial de Internet. Pero percatarse de la revolución que estaba por venir no era suficiente.

“Tenía 40 y tantos años y era un ignorante en todo lo digital”, recuerda. Entonces llegó el segundo impulso: un proveedor le regaló un CD sobre marketing online. Se inscribió en uno de los cursos del autor y comenzó a formarse.

YouTube, la piedra angular de su ecosistema

La primera vez que se puso frente a una cámara, en su casa, tenía clara solo una cosa. Era un recordatorio continuo de su mujer: no hacer el ridículo. Grabar aquel vídeo inaugural, ‘Nudo de corbata Windsor alucinante’, le llevó muchas horas:

“A mí nadie me comentó que los vídeos se editan y me costó 68 intentos grabar ese”. Hoy acumula 13 millones de visualizaciones.

La pieza comenzó a extenderse por Internet. La sencillez y la cercanía con la que aquel sastre andaluz explicaba las cosas le gustaba a la gente. Y es que Bere Casillas no duda de que ahí está una de las claves de su éxito. Tratar al usuario a través de la pantalla como si lo tuviéramos al lado. La repercusión en medios de comunicación fue otro gran espaldarazo para su canal de YouTube llamado Elegancia 2.0.

Ahí comenzó un proceso de creación de reputación online del que hoy se habla en las escuelas de marketing digital. YouTube es su showroom digital, su escaparate y la web Trajesamedida.com la sastrería, con su zona de toma de medidas incluida:

“A día de hoy no concibo un negocio sin estar en Internet, no entiendo abrir una tienda y no tener al menos un Facebook, porque la relación con el cliente no se establece en la web sino en las redes sociales”.

Ahora su empresa se encuentra en medio de un proceso de ampliación de capital. Pretende cubrir áreas como la estrategia de marketing y la ampliación de la plantilla. También implica el desarrollo de un configurador 3D para la web y la puesta en marcha de franquicias. Y para ello ha apostado de nuevo por la vía digital y ha lanzado un proceso de crowdfunding.

A partir de aquí el plan de Bere Casillas consiste en seguir dos pautas: continuar aprovechando las posibilidades de la tecnología y no dejar de apasionarse.

“Esto es un milagro, es increíble en poco tiempo el cambio que ha habido en mi vida y todo gracias a Internet”.


Has añadido este artículo a tus favoritos.

Consulta en Mis favoritos tu selección de contenidos o accede desde tu menú de usuarios como te mostramos en la imagen.



Aceptar

Has eliminado este artículo de tus favoritos.

Consulta en Mis favoritos tu selección de contenidos o accede desde tu menú de usuarios como te mostramos en la imagen.



Aceptar

¿Te ha gustado?

Crea tu cuenta o inicia sesión para añadirlo a tu lista de favoritos.

Crear cuenta

Ya casi te has registrado. Falta solo un paso.

Necesitamos que confirmes tu dirección de correo electrónico. Para completar el proceso de suscripción, haz clic en el vínculo del mensaje que acabamos de enviarte a tu correo.

Cerrar

Descarga el archivo

Puedes iniciar la descarga del archivo desde el siguiente enlace. Muchas gracias.

Descargar

Suscríbete para descargar el archivo

Para poder descargar este archivo, debes estar suscrito a nuestra newsletter. Rellena los campos y podrás descargarlo.

*Campos obligatorios
Al hacer clic en “Suscríbete” se aceptan las Condiciones de Uso y Política de privacidad